Trasplante de Cejas

Normalmente, la solución para las cejas finas o escasas ha sido confiar en productos de maquillaje para «rellenar» los pelos de las cejas. Sin embargo, existe  una solución más eficaz: el trasplante de cejas.

Un cirujano plástico  realiza un trasplante de cejas mediante injertos capilares de sus propios pelos.

Si bien el procedimiento parece sencillo, hay múltiples aspectos a considerar, desde el precio hasta los riesgos y los efectos secundarios. Siga leyendo para saber toda la información relevante de un trasplante de cejas y cómo determinar si esta cirugía es adecuada para usted.

¿Que es un trasplante de cejas?

Un trasplante de cejas es un procedimiento de cirugía estética en el que los injertos de capilares se transfieren al área de la ceja. Este objetivo es que crecerán nuevos pelos a partir de estos injertos, produciendo un aspecto más completo.

El proceso del trasplante 

El procedimiento real es similar a un trasplante de capilar tradicional .

Los injertos de pelo de cejas se toman de pelos por encima de las orejas. Un cirujano transfiere no solo los pelos individuales, sino también los folículos pilosos. Esto ayuda a garantizar que crezcan pelos nuevos en las cejas una vez que se caigan los primeros transferidos.

Después de recibir un anestésico general, un cirujano hará pequeñas incisiones en los sitios donantes de folículos, así como en los sitios de trasplante en las cejas. Todo el proceso dura aproximadamente de 2 horas .

Pros y contras

Los que ya se ha realizado trasplantes de cejas afirman que el resultado es muy natural esto es debido a que es tu propio pelo. El procedimiento también puede eliminar  la necesidad de maquillarse las cejas.

Sin embargo, también se informan las desventajas de este procedimiento. Por un lado, es el elevado precio. También puede tardar varios meses hasta que los nuevos folículos «tomen» para que vea resultados completos. Finalmente, existe la posibilidad de que estos nuevos folículos no produzcan nuevos pelos aunque esto no es lo común.

mujer con Trasplante de cejas

Precio del Trasplante de Cejas 

Un trasplante de ceja se considera un procedimiento «no médico». Esto significa que generalmente no está cubierto por un seguro de salud. Los trasplantes de cejas son similares a otros procedimientos estéticos, incluidos los inyectables.

El precio exacto de su trasplante de ceja variará según sus necesidades individuales, su clínica estética y el lugar donde vive. En promedio, este procedimiento puede costar 2.000 y 4.000 euros.

En la estimación se incluyen tarifas adicionales relacionadas con la instalación en sí, el cirujano y el anestesiólogo (si es necesario).

Una excepción a la regla del seguro de salud es si su trasplante de ceja se considera necesario debido a la pérdida de cabello debido a un accidente o una afección médica subyacente. 

Sin embargo, estos casos son menos comunes. Aún sería responsable de los pagos y deducibles requeridos por su plan de seguro.

También es importante estar al tanto de los posibles costes fuera del procedimiento inicial. Por ejemplo, si desea implantes adicionales después de la fase de recuperación, deberá pagarlos según los costos de su proveedor.

Muchas clínicas estéticas  tienen opciones de pago para ayudar a sus pacientes a compensar los costes de sus procedimientos cosméticos. Esto puede venir en forma de descuentos especiales, financiamiento o planes de pago. Pregúntele a su proveedor sobre estas opciones antes de reservar su trasplante de cejas.

 

Donde Realizo mi Trasplante de Cejas 

Los trasplantes de cejas son realizados por cirujanos dermatológos, cosméticos o plásticos. Un médico puede realizar la cirugía en un centro ambulatorio o en una clinica médica.

Es una buena idea darse una vuelta y observar las diferentes clínicas estéticas y buscar la adecuada antes de comprometerse con el trasplante. Pregúntele al cirujano sobre sus credenciales y experiencia. Idealmente, también deberían tener un portafolio de trabajo para mostrarte para que puedas tener una idea de sus habilidades.

Una consulta es su oportunidad de ver la cartera de trabajo de un posible cirujano y, al mismo tiempo, darse tiempo para hacerles preguntas. Muchos proveedores ofrecerán consultas «gratuitas». No está obligado a reservar el trasplante hasta que haya encontrado un cirujano con el que se sienta cómodo trabajando.

Finalmente, nunca debe intentar este procedimiento con un proveedor de mala reputación como una forma de ahorrar dinero. Esto no solo podría resultar en efectos secundarios peligrosos, sino que probablemente no esté satisfecho con el trabajo y es posible que tenga que hacerlo de nuevo.

Si tiene problemas para encontrar una clínica estética, pídale recomendaciones a un dermatólogo.